El Alcalde Bloomberg Y El Canciller Escolar Anuncian Que El Examen De La Junta De Regentes En Enero Se Realizará Gracias A Fondos De Donantes Privados

August 3, 2011

La recaudación de fondos que organizó la Ciudad produjo $1.5 millones en donaciones privadas

Los exámenes de enero de 2012 asegurarán que miles de estudiantes de todo el estado de Nueva York puedan graduarse a tiempo, pero aún se necesita una solución a largo plazo


El alcalde Michael R. Bloomberg y el canciller del Departamento de Educación (DOE, en inglés) Dennis M. Walcott anunciaron hoy que han asegurado $1.5 millones en fondos privados que permitirán a estudiantes de todo el estado tomar en enero de 2012 los exámenes de la Junta de Regentes del Departamento de Educación estatal (NYSED, en inglés), el cual había anunciado que a partir del año entrante no ofrecería las pruebas de ese mes para los alumnos de secundaria tras aprobar la Junta de Regentes su eliminación debido a recortes presupuestales.

“Para miles de nuestros alumnos, tomar los exámenes de Regentes en enero significará la diferencia entre graduarse o no”, dijo el alcalde Bloomberg.  “Cuando el Estado anunció que no tenía el dinero para las pruebas de enero, supe que había que hacer algo o estaríamos fallando a nuestros hijos.  Siempre he creído que uno puede quejarse de sus problemas o hacer algo para arreglarlos ― en la Ciudad de Nueva York escogemos la segunda opción”.

“Miles de alumnos de secundaria dependen de los exámenes de Regentes de enero para graduarse a tiempo y pasar a la educación superior y a sus carreras”, dijo el canciller Walcott.  “Estas generosas donaciones dan a estos estudiantes la oportunidad de una transición sin interrupciones hacia un futuro exitoso.  Seguiremos trabajando con la legislatura estatal y el Departamento de Educación del Estado para hallar una solución a largo plazo para que nuestros estudiantes, especialmente los más vulnerables, tengan la mejor oportunidad de triunfar”.

En junio, el Departamento de Educación del Estado anunció que, debido a los recortes presupuestarios estatales, no se administrarán más los exámenes de Regentes de enero.  Casi 2,400 de los 3,454 estudiantes que se graduaron en la Ciudad de Nueva York entre enero y marzo de 2011 dependen de los exámenes de enero para recibir sus diplomas.  De estos, casi 80 por ciento eran negros e hispanos, una cifra más alta que su porcentaje en la población estudiantil de la Ciudad de Nueva York.  Además, los alumnos que tomarán el examen de enero representan algunas de las poblaciones más vulnerables de la Ciudad de Nueva York, incluyendo estudiantes que han vuelto a la escuela tras haberla abandonado, estudiantes con discapacidades, los que están aprendiendo inglés y estudiantes mayores y con un número menor de créditos.  Las escuelas ya han establecido los planes para sus estudiantes en el año entrante, y los cambios serían difíciles ahora.  Estarían forzados a captar la participación de los estudiantes en otro período escolar completo, arriesgándose a la deserción de estudiantes a punto de graduarse.

Después de los esfuerzos de recaudación por el alcalde Bloomberg y el canciller Walcott, seis neoyorquinos hicieron donaciones individuales de $250,000 para un total de $1.5 millones, los cuales fueron aceptados por el Fondo de la Alcaldía para el Avance de la Ciudad (Mayor's Fund to Advance New York City, en inglés) y el Fondo para las Escuelas Públicas (Fund for Public Schools, en inglés).

En junio, el alcalde Bloomberg anunció que la tasa de graduación a cuatro años de las escuelas públicas de la Ciudad de Nueva York aumentó a una nueva marca de 65.1 por ciento en 2010, según el Departamento de Educación del Estado.  Todos los grupos étnicos tuvieron mejoras el año pasado, y los estudiantes negros e hispanos — que integran casi 70 por ciento del sistema escolar — siguen reduciendo la brecha de logros con sus compañeros blancos y asiáticos.  La tasa de graduación alcanzó 60.6 por ciento para los estudiantes negros y 58.2 por ciento para los hispanos, ambos incrementos de más de 20 puntos desde 2005.  En todos los grupos étnicos, más estudiantes también recibieron diplomas de Regentes y Regentes Avanzados — mediciones cruciales que indican la preparación para asistir a la universidad, y que es cada día más importante, ya que ahora la Ciudad responsabiliza a las escuelas por la preparación adecuada de sus estudiantes para la vida después de la escuela secundaria.

Stu Loeser / Julie Wood

(212) 788-2958
Natalie Ravitz
Department of Education
(212) 374-5141